La Casa Blanca planea retener a 5,000 menores indocumentados en una base militar

0

Oficiales federales del gobierno de Donald Trump visitaron este miércoles las instalaciones de la base militar Fort Benning, cerca de Colombus (Georgia), para estudiar si es posible alojar ahí a 5,000 menores indocumentados. Es la tercera visita del Departamente de Salud y Recursos Humanos (HSS, en inglés) a una base militar de la que se tiene constancia.

El objetivo de estas visitas sería calcular la capacidad de las bases militares para albergar a los niños migrantes que cruzan solos y sin autorización la frontera sur de Estados Unidos, según Ledger-enquirer. Además, estarían barajando la opción de construir edificios temporales o carpas en los terrenos aledaños.

“A solicitud del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) y con el apoyo del Departamento de Defensa (DoD), el HHS llevará a cabo una evaluación de la propiedad no utilizada del DoD para un posible uso futuro como refugio temporal para niños extranjeros no acompañados “, dijo HHS en un comunicado que envió al medio citado anteriormente.

Con “propiedad no utilizada del Departamento de Defensa, el comunicado se referiría a la base militar Fort Benning y a las otras dos que visitaron previamente: Fort Still, en Oklahoma y Malmstrong Air Force Base, en Montana. Esto no quiere decir, aclara el diario, que el traslado de menores se realice en un futuro inmediato.

La actual ley federal recoge que los menores indocumentados no acompañados deben ser alojados en albergues del gobierno y permanecer allí hasta que se reencuentren con un familiar o con otro patrocinador con el que pueda vivir hasta que se celebre su audiencia en la corte de migración correspondiente.

HHS tiene ahora mismo unas 150 instalaciones alojar a estos niños, según publica el diario The Hill. Sin embargo, según el citado medio, el aumento de cruces en la frontera ha hecho que estos espacios se queden pequeños.

De llevarse a cabo el alojamiento de menores en estas bases militares, no sería la primera vez que sucede. Entre 2012 y 2017, se usaron instalaciones similires para albergar a casi 16,000 menores migrantes no acompañados. Fort Bliss y la base aérea de Lackland en Texas, Fort Still, la base naval del condado de Ventura en California y la base aérea de Holloman en Nuevo México.